lunes, 8 de noviembre de 2010

Yo me declaro víctima del MARKETING

Sinceramente, mi cerebro me odia. Desconecta y vuelve a conectar cuando le da la real gana. De ahí la ausencia de mí (y de mí). Sorry, yo no controlo estas cosas. Pero bueno, aprovecho este pequeño rato en el que no me sale espuma por la boca ni se me salen los ojos de las cuencas ni me pongo a morderle la yugular a los asustados transeúntes. En fin, a aquellos que nos les entra canguelo al leer esto y siguen aquí conmigo (uno muy valiente, debe ser) ¡hola!

draft_lens4468102module31830852photo_1241792949One_week_marketing_NO_money_empty_pockets ¡Malditos libros!

Vale, ¡la publicidad puede conmigo! Compro poco pero cuando compro es totalmente espontáneo. Porque me he dado cuenta de que los libros que quiero me llegan o por Charlie o por el Sagradísimo Santuario de las Letras. ¿Y por qué? Porque el marketing es muy bueno, señores. Al menos yo fui de esos que compré libros sin tener ni idea de ellos por su ¡Oh Dios Qué Pedazo Portadón! o ¡Este Tiene Que Estar En Mi Estantería Sí o Sí!

  • Las portadas: prefiero aplicar el término de “no juzgues por la cubierta” pero es que hay verdaderas preciosidades que te dejan con la baba en la boca, los ojos desorbitados y manos temblorosas. También hay otras que hacen que desees que te arranques los ojos con un tenedor. He aquí dos  claros ejemplos de lo que SÍ compraría por impulso y lo que NO compraría por el simple hecho de que me daría un susto de mil pares de narices verlo en la mesillla.
  • Un nombre que te hace dejar de pensar: a ver, si alguno de vosotros viera por casualidad una novela fea y cochambrosa pero que tuviera un pequeño rotulito con, pongamos Suzanne Collins o Neil Gaiman o Cassandra Clare o Quienseaqueosencante, ¿no os lanzaríais como locos a por el feúcho ejemplar? ¿No? Pues yo sí, desde luego.
  • Los bloggers: cada vez es más frecuente ver vuestros nombres en las contraportadas de los libros y aunque Esto Es Un Blog Bebé, me siento muy orgullosa. ¡Los blogs tenemos voz y voto! ¡He aquí la prueba de ello! Y por eso ver esos nombres en cursiva me ponen los dientes como cuchillos.
  • El boca en boca: hay muchos libros buenos que no gozan del éxito necesario. Un par de reseñas discretas, unas cuantas palabras por aquí, poca publi por allá y son libros que caen en el Mar De Los Libros Olvidados. Pero hay otros, que aunque sean la mitad de buenos, su fama alcanza límites insospechados. Todos hablan de ellos, se anuncian a bombo y platillo, una campaña publicitaria de la que se entera hasta el último mono. ¡Y á mí estas cosas me afectan! ¡Y mucho!
  • Tengo demasiado dinero en el bolsillo y voy a gastármelo así, a lo loco: así de simple. Yo entro en una librería y se me van los ojos. ¡Hay tantísima variedad! ¡Y yo los quiero todos!

Vamos, que como sigan haciendo campañas de publicidad tan aplastantes me voy a quedar sin un duro en el bolsillo.

P.D.: Lo siento, me acabo de enterar. ¡Gracias a esos 101 seguidores! Sois un encanto por soportarme…

6 comentarios:

Tatyana dijo...

Jajaja, yo igual que tu, auque en mi lugar no tengo casi nunca dinero en los bolsillos y cuando lo tengo desaparece muy pero que muy rapidito jeje.

Estoy contigo jeje, y enhorabuena por esos 101 seguidores y que sean más!!

Un besito!!

Sophie dijo...

ahhh, si tuviera ese dinero y los libros llegaran acá, sería tan feliz (L)

besito!

Arien dijo...

Ya lo creo. Me he gastado un buen de dinero en un tris, y lo peor es que quiero mas libros x)
Felicidades por esos 101 seguidores y pronto seremos mas.
Cuidate.

Mina dijo...

Yo soy también medio espontánea x)
Cuando voy a comprarme un libro a la librería, veo otro que quería de antes y... se formó xDD

¡Felicidades por los 101! ^^

Sophie dijo...

xD yo también me pirro por esas portadas tan impresionantes que "parecen" decir tanto de los libros y, evidentemente, que yo entre en una librería es una completa ruína para mí y mi maltrecho bolsillo ^^

Elwen dijo...

Jajajaja creo que por aquí somos unos cuantos los que cometemos los mismos pecados.

Publicar un comentario

Ríe, llora y sopla dientes de león.

Diseño de Marie April para Dientes Leonescos © Todos los derechos reservados