lunes, 28 de mayo de 2012

Cosas Odiosas #10: Literatura basura

Como buena lectora que soy, esporádicamente me gusta explorar grandes librerías con filas de libros ordenados por orden alfabético, impecables y sin una motita de polvo sobre sus lomos acompañados de un escuadrón de libreros, vestidos con chalecos y sonrisas –unas más falsas que otras-. Mi yo, torpe, patoso, con ademanes exagerados y dedos temblando por tocar, coger, acariciar las páginas de los lomos, se acercó tímidamente, recogiéndose el pelo enmarañado tras las orejas y en toda la ingenuidad y la inocencia de una lectora que se queda hasta las altas horas de la noche devorando y masticando aventuras, preguntó: Perdona, busco un libro llamado Hija de Humo y Hueso.

-Autor –respondió el señor librero, arreglándose su chaleco.

-Laini Taylor, creo.

El señor en cuestión me miró de arriba, evualándome como posible compradora.

-Literatura juvenil, si no me equivoco.

-Ajá.

-¿En la línea de Crepúsculo, verdad?

Oh, oh, oh, oh. Cuando estas palabras salieron de su boca, vinieron acompañadas de otra mirada torva y viperina y una mueca burlona y casi asqueada. Como os pondréis imaginar, hice acopio de toda mi indignación y salí de la susodicha librería a grandes zancadas con la cara de haber comido el limón más ácido del mundo.

¡ME NIEGO! ¡ME NIEGO! ¡ME NIEGO! Me niego a que me miren mal por tener un ejemplar de Cazadores de Sombras en mis manos mientras voy en autobús. Me niego a que libreros como estos, me miren con cara de chica repelente que lleva camisetas de Team Edward/Team Jacob en el estreno de una nueva entrega de la saga de Bella & Comp. Y me niego a que todo el mundo asocie la literatura juvenil a un género de segundas, basurilla en el fondo de las librerías, nada comprable con los GRANDES CLÁSICOS.

Eh, eh, eh, eh, eh, eh, eh, eh, ¡eh! –Lois, este no es mi vaso de Batman-. Hablo de mi persona, pero estoy segura de que a la mayoría de nosotros nos sucede algo parecido, leo clásicos, me gustan los clásicos, 2 de mis 5 libros favoritos son clásicos. Al igual que no tengo reparos en leer un libro de 50 páginas o de 1500. Ayer puedo estar leyéndome los Pilares de la Tierra y hoy puedo estar hojeando las deliciosas aventurillas de Emily the Strange.

Estoy segura de que nadie le dice a Michel Ende que escribía”literatura basura”, ni a Laura Gallego la acusan de escribir “literaturilla de poca monda”. La sociedad es una cosa extraña; si la juventud no lee, está mal, si la juventud lee también está mal.

No digo que la literatura juvenil no tenga sus bodrios –que los tienes, y a toneles-, pero no todas las novelas de vampiros tratan de vampiros brillantes, ni todas las féminas protagonistas son pavisosas damiselas en apuros que no pueden cagar por sí solas. No generalicemos, señores. La literatura juvenil nos ha dado joyitas como Harry Potter, The Perks og being a Wallflower, los Juegos del Hambre, Percy Jackson, la saga Everlost, o la Materia Oscura.

En la literatura juvenil, podemos encontrar personajes con los que sentirnos identificados, niños soñadores como nosotros, que viven grandes aventuras. Todos hemos sido adolescentes alguna vez. Todos podemos sentimos dudas, miedo y confusión. Todos hemos pasado por esa época en la que teníamos la sensación de que el mundo iba a estallar sobre nuestras cabezas. ¿Qué tiene de malo leer libros en los que los protagonistas estén en esta misma situación?

Un (verdadero) lector lee libros sin importar tamaño, autor, género o público al que va destinado. Así que estoy segura de que más de uno de esos regios señores y señoras con aires de superioridad leen en secreto alguna “novelucha de esas”.

Damas y caballeros, dedicamos más tiempo a leer y menos tiempo a discutir sobre qué fue antes, el niño o el adulto.

27 comentarios:

mandy dijo...

Yo le hubiese contestado. Que a nadie se le ocurra decirme algún comentario de ese tipo alguna vez porque la cagarán. Yo también estoy hasta los huevos de que la gente te mire raro si no estás leyendo algo de Dickens.
Que no me compraren, por favor, que no me comparen. Cada novela es un mundo.

Blanca dijo...

¡OH DIOS MÍO QUE RAZÓN TIENES! Que leamos literatura juvenil no significa que nos guste Federico Moccia ni que los vampiritos brilli brilli sean nuestros ídolos. Es más, los últimos éxitos mundiales literarios han sido libros dirigidos al público infantil y nadie puede acusar sin conocimiento de causa.
Seguramente esa gente que critica la literatura juvenil actual en su época leyeron libros sobre vaqueros e indios que no tenían el más mísero contenido y les gustaba.
Tal vez deberían ser más consecuentes y dejar que cada uno lea lo que le apetezca, cuando le apetezca y como le apetezca sin miradas condescendientes ya que lo importante es que el lector lo disfrute no que el resto le ponga una etiqueta por lo que lee.

Anna Gallagher dijo...

Totalmente de acuerdo con lo que comentas. Estoy hasta las narices de que me miren raro por leer literatura juvenil. Oye, ¿y qué pasa con Peter Pan o (como ya comentas tú) Michael Ende? ¡También es literatura juvenil!

Oye, incluso Crepúsculo (básicamente el primer libro). No me importa reconocer que lo leí y lo disfruté mucho. No será de las mejores novelas que he leído, eso seguro, pero creo que es una historia sencillita y entretenida.

En fin, que sigan despreciando la LIJ, el tiempo mostrará cómo algunas de estas noveluchas de segunda se convertirán en clásicos dentro de unos años. Y entonces nosotras nos reiremos de todas esas personas que ahora las desprestigian.

Lea Eleniak dijo...

Me parece de muy mal lector eso que hace mucha gente, criticar todo un género así, sin más. Un buen lector lee de todo, sin importar dónde esté clasificado, pues libros buenos y malos hay en todos los géneros y esto es así. A mí lo que más me molesta de todo es que critiquen sin saber, porque la gente que habla mal de la literatura juvenil englobándola toda en la línea de crepúsculo, no se ha leído un libro de este tipo en la vida. Si quieres criticar algo primero tienes que conocerlo. A mí también me desagrada Crepúsculo, pero no se me ocurriría decir que es un bodrio sin leerlo. Y aún menos decir que todos los libros juveniles son malos sólo por uno que no me ha gustado. Todos estos prejuicios dan lugar a que se desprecien libros muy buenos (muchos se ensañan con Harry Potter, que los he visto yo, y ni lo han leído). Que un libro sea de vampiros no significa que sea romántica por ejemplo, ni siquiera juvenil. Yo a veces estoy en clase y hasta escondo el libro que estoy leyendo cuando este no es un clásico para ahorrarme que algún profesor me haga un comentario que no me guste y me amargue el día. Los clásicos son buenos, por supuesto, si no no se habrían vuelto clásicos, pero que le haya gustado a muchos no significa que contigo pase lo mismo. Puede que a ti no te guste. Como en cualquier otro género. Un buen lector lee de todos los géneros, sin prejuicios y con su propio criterio, no se deja llevar por lo que han dicho los demás, porque tenga buenas críticas, porque sea un clásico. Y sinceramente, puede que la literatura juvenil actual tenga libros malos, pero la adulta de ahora es PEOR. MUCHO PEOR. Está abarrotada de libros malos y sobrevalorados, que tienen un éxito inmerecido. Y lo bueno es que este tipo de libros se siguen vendiendo gracias a las buenas críticas y a la inercia de los lectores adultos a influenciarse por ellas como borregos. Y luego, les pones un libro adulto realmente bueno en la cara y son incapaces de verlo. Un buen ejemplo es La Ladrona de libros, que muchos lo han calificado de flojo, o de malo. Es un libro jodidamente bueno, pero la mayoría de ellos ven una crítica mala y ya se dejan influenciar por ella, lo califican antes de leerlo como malo, o ni siquiera lo leen. La juvenil no valdrá ni un duro según esta gente, pero la adulta, vale mucho menos y da auténtico asco. Casi tanto como ellos.

Ariadna dijo...

Creo que tienes toda la razón del mundo, estoy completamente de acuerdo contigo en que la gente tacha a la literatura juvenil de "basurilla", y eso es inaceptable! los jóvenes tenemos derecho a disfrutar de la lectura con aventuras fascinantes llenas de misterio, romance etc, etc. Por eso es inadmisible que exista gente tan obtusa como esa "En la línea de Crepúsculo, ¿verdad?" Si hubiese estado yo allí, le habría soltado cuatro frescas.
Hay gente con muy poca cultura, lástima de cerebros desaprovechados. En fin, gracias por compartirlo.
Un besazo! Nueva seguidora :D

Vir dijo...

Totalmente de acuerdo :) Yo también estoy harta de que me miren raro cuando digo que me gusta leer LIJ, ¿cómo podemos ser tan hipócritas y quejarnos de que la juventud no lee y cuando por fin lo hace decir que lee "basura"?

¡Qué indignante!

Sileny dijo...

Con la labia que tienes no sé como no le soltaste cuatro palabras bien dichasxD
El calificativo de "literatura basura", también se le aplica muchas veces al género romántico y vamos, como que no me he topado yo con más de un "señor librero" (y señoras también) que te miran de arriba a abajo y ale, al saco, todos iguales>.<
No tienen ni idea, en serio. Es criticar por criticar, sin leer y sin saber.

Lorena dijo...

Que razón tienes.
Me da muchísimo coraje que cuando digo que me gusta leer literatura juvenil me tachen de infantil (sí, lees bien, infantil, y eso que la literatura es juvenil...).
Yo también leo clásicos, leo teatro, leo best-sellers, leo novelas escondidas que apenas nadie conoce pero que no por ello son peores, y sí, leo literatura juvenil y no me avergüenzo de decirlo, aunque a veces con las miradas que te echan cuando lo dices parece que debería.
Que sí, que he leído Crepúsculo y la saga entera, y tengo que decir que el primero sobretodo me gustó mucho, pero oye, es una novela ligerita y entretenida más, en ningún momento he dicho que sea un novelón. Y no por haberlo leído hay que verme como una de esas fans histéricas que van por ahí gritando cada vez que sale algo referente a alguno de los protagonistas de las películas porque no lo soy.
Me gusta mucho leer literatura juvenil porque es amena, entretenida y cumple lo que intento cuando leo, es decir, pasar un buen rato (que no por ello el libro tiene que ser feliz, que conste), y a veces se descubren verdaderas joyitas como tú dices.
Y eso, que me da coraje.
Pero vaya, gente así nos vamos a encontrar por todos lados, y lo único que haré es ignorarlos, porque no merecen la pena.

Anónimo dijo...

Tienen toda la razón del mundo, odio que cuando voy a preguntar por un libro de literatura juvenil me vean raro como diciendo " en serio quieres leer eso" probablemente se dejen llevar por la idea de " en la linea de crepúsculo"(que si probablemente no sea lo mas grande de la literatura, pero es un buen libro que sirve para entretener).Cuantos libros de literatura juvenil no se han o están por convertirse en películas por ser grandes historias.
no merecemos que nos vean raro solo por que no han leído los libros o tengan el prejuicio de que son todos iguales a crepúsculo y estoy segura que ni siquiera leyeron crepúsculo como para que puedan des valorizarlo de esa manera.

Arila dijo...

A mi este tipo de comentarios ya me entran por una oreja y me salen por otra. Yo leo literatura juvenil y literatura adulta, y no me cierro a ningún género.

Me hace gracia que la gente que te suele juzgar por leer un determinado tipo de libros, ya sea literatura juvenil, o romántica, o fantástica, etc, suelen ser encima personas que se leen cuatro libros al año, al menos en mi entorno. Que digo que yo que leo muchísimo más, y libros de muy distinto tipo, sabré distinguir al menos tan bien como ellos (o mejor) un libro bueno de uno malo.

Yo entiendo que cada cual tiene sus gustos, pero eso no significa que lo que no te gusta sea automáticamente literatura basura, más aún cuando normalmente ni siquiera se molestan en conocerlo antes de calificarlo así.

¡Ellos se lo pierden!

Lucía dijo...

Qué razón, se puede decir más alto pero no más claro. Un aplauso *clap clap clap*
Besos alados
Lu

Claudia S. dijo...

Ufff toda la razon, antes nosotros leemos! Algo, pero leemos. En mi pais ni los jovenes ni los adultos leen. En cuanto a gustos, se debe respetar lo que una u otra persona lee, que hay distintos tipos de literatura, aquella que solo entretiene, aquella que te cambia la vida o aquella que tiene ambas cosas.
Saludos!

Elisa dijo...

Lástima que haya tanta gente que piensa así, sobre todo ahora que el sector infantil-juvenil es el que más vende. Los libreros deberían empezar (algunos) a abrirse de miras, porque sino así van a perder mucha clientela... Como me imagino, ha pasado contigo.

Muy buen post =) Te sigo desde ya.

Un beso

Jaz Parks dijo...

Toda la razón. A mi me paso algo MUY parecido, en mi caso la que fue a comprar fue mi mamá, y cuando preguntó por el libro, el librero le respondió exactamente lo mismo, y mi mamá, como no tiene idea dijo que si.
Si yo hubiera estado presente me voy también, porque no tengo que aguantarme que me miren mal todo por un libro o algo así.

Nos leemos,
Jaz

Nina dijo...

Una pena los mentecerrada que hay por ahí, pero en mi opinión, el genero juvenil es tan comercial que ya se publican cosas bastante flojas, no dijo que en el adulto no lo sea, pero últimamente me decepciona mucho la juvenil...

Polly dijo...

No me he leido todos los comentarios, lo hare ahora, cuando le de a publicar, asi que me baso en la entrada, muy buena por cierto, de esa loca llamada Alendax... (lo digo con todo el amor de mi patata)

A Jane Austen en sus tiempos, la clasificaron como literatura basura... grandes literatos (de hecho ellos se creían aun mas grandes todavía) como Mark Twain (ssstia, este escribia... oh si, literatura juvenil) se metían despiadadamente con ella, y hoy en día es una de las autoras más celebradas de la literatura universal enough said.

La literatura es literatura, da igual de qué genero, es el lector quien decide qué leer, no la sociedad, pero aquí todos nos creemos con derecho a juzgar y despreciar a los demas.

Por cierto, la proxima vez que alguien te abra este "polémico debate" le sueltas:

Mark Twain, Jane Austen, Charles Dickens, Robert Louis Stevenson, Michael Ende, Tolkien, Oscar Wilde, JD Salinger y un larguísimo etcétera escribieron literatura juvenil en sus vidas como autores, algunos le dedicaron toda su vida, otros algunas obras.

Joan Marco Perales dijo...

¡BRAAAAAAAAAVO!

Harry Potter, unos libros que han hecho soñar a miles de niños y jóvenes (y no tan jóvenes). Y seguro que muchos autores de esa literatura que no es la "literatura de segunda" se han inspirado en libros juveniles para escribir sus historias.

Yo, cuando pregunto por un libro a los libreros y me dicen "Ah, ese, otro Crepúsculo.", me voy de esa librería, aunque sea La Fnac en la que tengo descuento.


Saludos desde la TARDIS.

Liz dijo...

Tomá! muy bien dicho guapa, es literatura todo lo que leemos de Jane austen hasta suzanne collins :D

Marina García dijo...

Amén a esos dos últimos párrafos. Yo creo que se resume la situación en una única palabra: prejuicio.

En fin, cada loco con su tema. Como dicen por ahí, ande yo caliente, ríase la gente.

Besotes ;)

Laurasdfghjk dijo...

QUE RAZÓN, que razón,
Estoy harta de esos ''tendrías que leer libros mejores'' o los ''Y tú que lees tanto...¿Por que sólo lees ESOS libros?
En fin, que pena dan...Se quejan de que los jóvenes de hoy en día no leemos (Y después del genial día de ayer estoy aún más convencida de que es mentira xDD) pero cuando leemos se quejan de que leemos libros malos (¿Malos? ¿En serio?)
Error 404: Lógica not found (?)
Además cuando hay muchisímos libros que también leen los adultos.
Yo lo siento, pero es que este tema me toca mucho las narices....
Y en serio, que me ha encantado tu entrada y tu blog en sí.
¡Un beso! ☺

Eleidhunita dijo...

Me han entrado ganas de imprimir esta entrada y estamparla en la cara de unas cuantas personas... Lástima que no pueda hacer eso, así que me conformaré con compartirla en facebook.
Me ha gustado especialmente el último párrafo.

Alice dijo...

Totalmente de acuerdo contigo, Alendax.
Habría hecho exactamente lo mismo que tú si me hubiera pasado a mí. Con la única excepción de que yo no me habría callado, y probablemente le habría dicho cuatro cosas bien dichas toda indignada.

Estoy hasta las narices de que se encasille la literatura, me da igual que hablemos de juvenil o de adulta.
Qué pesados que son, leñe. Entre eso y lo de "si te gustó X, no te pierdas Y" me tienen contenta.
Si quiero algo igual a "X" me leo otra vez el susodicho.

Besotes.

Paula RHCP dijo...

Mientras te leía no podía dejar de pensar en mi madre, siempre con las mismas de que debería "explorar otro tipo de literatura" (y así lo dice). ¡Me dan ganas de obligarla a leer Los Juegos del Hambre!

Estoy muy de acuerdo contigo, sí, señora. Que se burlen de nosotros por leer juvenil no es más que un prejuicio más de la sociedad hacia los jóvenes. ¡Anda y que les den! Yo puedo decir honestamente que leo de todo, desde Verne hasta Meyer. Seguro que si me ven con un libro de Verne en las manos se ponen todos más contentos.

Hoy en día se encasilla y se generaliza, así son las cosas. La cultura se ha vuelto prejuiciosa.

✿Esme*Butterfly✿ dijo...

Un OLÉ por ti, Alendax. Me ha encantado tu reflexión -como todas ^.^-.

Noelle dijo...

SABES QUE ES LO MAS GRACIOSO DE TODO.
CUANDO VOY A COMPRAR UN LIBRO SEA DEL GENERO QUE SEA, LOS VENDEDORES NO SABEN DONDE ESTAN PARADOS. TRABAJAN EN UNA LIBRERIA Y CONOCEN DE ALGUNOS AUTORES SOLO PORQUE SON EL BOOM DEL MOMENTO O LOS MAS VENDIDOS.
APUESTO A QUE NI SIQUIERA LEEN NADA PARA TENER UNA IDEA GENERAL.
UNA VEZ ESTABA EN LA LIBRERIA Y UNA MUJER BUSCABA UN LIBRO PARA OBSEQUIAR. EL VENDEDOR LE OFRECIA LO QUE ESTABA DE MODA, SIN SIQUERA PREGUNTARLE QUE LE GUSTARIA A LA PERSONA EN CUENTION, SI FANTASIA, ROMANCE, ETC DENTRO DEL GENERO.
DEBERÍAN OBLIGAR A LEER A LOS VENDEN PARA QUE TENGAN IDEA DE PORQUE ESTAN AHI Y SEPAN ALGO DE LITERATURA.

Anónimo dijo...

Hay juvenil buena, y hay juvenil mala. Todos los libros que se citan en este post son juvenil mala, franquicia, trabajo de editores que rehacen y reescriben la pésima prosa de un autor incompetente junto a un equipo de correctores y negros editoriales. Es un copia y corta-pega de ideas y clichés, salvo Michael Ende y los tres primeros de Potter, que sí tienen un autor, no un equipo de editores que produce un libro en cadena de montaje como si fuera una hamburguesa.
Lo siento, pero esto es así. Soy negro editorial de LIJ y si leyeráis los manuscritos originales que me llegan para que los arregle se os caería la cara de vergüenza.
Hay juvenil buena. Muy buena. Y actual; no hablo de clásicos. Pero desde luego no es la que llena las librerías.

Anónimo dijo...

LEED A CHARLER BUKOWSKY!

Publicar un comentario

Ríe, llora y sopla dientes de león.

Diseño de Marie April para Dientes Leonescos © Todos los derechos reservados