miércoles, 2 de febrero de 2011

Esto es lo que pasaría si la Naranja Mecánica tuviera protagonista femenina de Javier Cosnava y Eva Rubio a.k.a Cirial

Paula tiene quince años y vive como cualquier otra adolescente en su época, va de fiesta en fiesta, conoce a chicos, se lía con todos ellos y pasa de lo que le diga su madre. Pero las cosas se empiezan a torcer con las revueltas de los AG, un grupo de radicales que no le preocupan a nadie; y con las constantes censuras y evasivas de la Red. Paula está confusa. Tal vez su mundo no sea tan perfecto como creía…

Para los que no lo sepáis, yo soy la chica distópica, tengo huesos de Bradbury, tripas de Huxley, ojos de Orwell y oídos de Golding. He amado esta trilogía, me ha enamorado esta otra y estoy mordiéndome las uñas por estas. ¿Cómo no iba a leer una novela que prometía tanto escrita por autores españoles con un portada tan preciosa?

Sí, exacto. Fue horrible.

Hacer esta reseña me resulta sumamente complicado. No puedo juzgar objetivamente porque eso lo que me pasa siempre que leo algo de un género y/ o escritor que me gustan, así que he dividido las cosas malas y las cosas buenas.

COSAS QUE ME HAN GUSTADO Y QUE MERECE LA PENA MENCIONAR:

  • Es un Sci-Fi. Todos aquellos scifinianos de pura sangre sabemos lo que es encontrarnos ante un libro así.
  • El capítulo de Eva fue el mejor del libro, no exagero, fue el mejor.
  • La subtrama distópica poco desarrollada, pobre en sustancia, escasa en argumento y generalmente muy deplorable; es original y estaba allí, aunque podía haber sido mucho más explotada.
  • Las partes no diario. Donde yo podía suspirar tranquila y decir ¡ay menos algo de litaratura decente!
  • El final y mira que yo no soy de finales, pero este en concreto me dejó boquiabierta.
  • Esa preciosidad de cubierta. OMG.

COSAS QUE NO ME HAN GUSTADO NADA Y QUE ME HAN LLEGADO A INDIGNAR:

  • Como el mismo autor decía, esto era un libro para criticar la violencia de género y el maltrato que estamos sufriendo las mujeres, cosa que me parece muy bien, pero este hecho no acabó de cuajar con la novela. Hay formas mucho mejores de fusionar la ciencia ficción y la crítica a la sociedad.
  • El vocabulario de este libro no es ni de lejos el adecuado. Y que conste, que yo no quiero censurar a nadie. Ya digo, en este sentido es muy parecido a la Naranja Mecánica donde el autor había creado un lenguaje propio para los jóvenes que era vulgar y soez sin niguna floritura. En aquel caso funcionó. En Diario de una Adolescente del Fututo no funciona porque en cada línea había palabras mal sonantes, que oye, no soy muy fina yo, pero en fin era línea tras línea –creo que al final me acabaron llorando los ojos y todo-. Y oye que sí, que prácticamente todos los jóvenes hablan de un modo muy semejante, pero yo soy chapada a la antigua y digo que un libro no tiene que ser puritano y multicolor, sólo que no estaría mal moderar un poco aquel torrente ingente –por no decir inundación- de improperios.
  • La protagonista me disgustó enormemente. Prefiero a la pánfila Tally Youngblood antes que a Paula. Como representante de la sociedad futurista, voz del maltrato no pega. Lo siento, debe de ser todo culpa de Katniss.
  • La aclaración final de Anika Lillo –sí, ésa Anika-. Por una parte es buena porque entre tantos gilipollas, capullos, hostias, joderes, putas viejas, putas a secas y pollas secas yo no me enteraba mucho de la subtrama futurista ya que queda muy relegada, pero me disgusta porque creo que no la necesita. Pienso que ningún libro –y ninguna poesía- necesita una aclaración, que cada uno piense lo que quiera y punto.
  • Apenas hay argumento. Es decir, hay principio, nudo y desenlace. Pero al atratarse de un diario, no se ahondaba especialmente ni en la trama ni en los personajes, las cosas que más curiosidad me daban.

VEREDICTO:

Una promesa que se queda en una vaga novela. Algo que no se ha sabido explotar y que podía haber dado mucho de sí.

8 comentarios:

{*Irene*} dijo...

Pues vaya! A mí me encanta la ciencia ficción, pero creo que no sacarle partido a una buena novela futurista es un delito. Para eso, ambiéntala en tu época.
Yo también odio lo de las palabrotas, no soporto que un libro trate de parecer juvenil a base de meter palabras mal sonantes en cada línea.
Dudo mucho que lo lea, que no tengo tiempo para perder!!

Anna Gallagher dijo...

A mí me frutran mucho este tipo de lecturas, el ver que hay material y una base muy buena pero que finalmente se queda en poco o nada.

El libro no me llama especialmente a excepción de su portada (O-M-G ♥0♥), así que de momento pasaré.

¡Buena reseña! Espero que disfrutes más de tu próxima lectura~

Cande dijo...

Uff, a mi no me llama mucho la atención pero creo que le daré una oportunidad. Muy buena las anotaciones de lo que te gustó y lo que no.
Un saludo !

Elwen dijo...

Ufff menuda valiente. La verdad es que personalmente el libro este nunca me ha llamado mucho la atención pero bueno como pasa con muchos que hasta que leo reseñas no me convenzo. Visto lo visto de momento seguirá sin llamarme.

Natalia dijo...

La verdad es que la portada es una preciosidad, pero la novela no me ha llamado nunca la atención.
Y leyendo tu reseña, mucho menos...

Liz dijo...

la portada es una monada pero menudo chasco asi que bye bye de mi memoria!

Nina dijo...

Es una lastima que sea tan malo el libro >3< besos!

Arien dijo...

Me gusta la pinta exterior que tiene, pero has matado mi curiosidad por el interior.
Hay un premio en mi blog esperndo por ti, pasate.

Publicar un comentario

Ríe, llora y sopla dientes de león.

Diseño de Marie April para Dientes Leonescos © Todos los derechos reservados